Detalle de noticia

Envera recibe 2.000 kilos de legumbres gracias a SEPLA-Ayuda y los distribuye entre familias vulnerables

Envera recibe 2.000 kilos de legumbres gracias a SEPLA-Ayuda y los distribuye entre familias vulnerables

  • Los empresarios agrícolas Javier González y Elisa Ostos han donado dos toneladas de garbanzos destinados a 1.000 familias
  • Envera también ha repartido cientos de kilos a Cruz Roja y a la Fundación Hospital San José

Madrid | 7 de junio

Envera ha recibido 2.000 kilogramos de garbanzos gracias al apoyo de la Fundación SEPLA-Ayuda y que han sido donados por Javier González y Elisa Ostos con la colaboración de la compañía andaluza Cereales Astigi.

Las legumbres se están entregando a las familias más vulnerables que Envera atiende en sus servicios de atención a personas con discapacidad intelectual. Además, esta entidad sin ánimo de lucro ha donado a su vez cientos de kilos a Cruz Roja y a la Fundación Hospital San José para el reparto a sus beneficiarios en la zona norte de Madrid y en Getafe, respectivamente.

En la foto de portada, Sofía González, hija de Javier y de Elisa, así como los presidentes de SEPLA-Ayuda, Vicente Alonso Fogué ‘Titón’, y de Envera, José Antonio Quintero, han mostrado su satisfacción por esta colaboración que ha permitido ayudar a cerca de un millar de familias especialmente afectadas por la crisis social y económica derivada de la pandemia del COVID-19.

garbanzosenvera03

Los garbanzos han sido empaquetados por el Centro Especial de Empleo de Envera

SEPLA-Ayuda, con su presidente  a la cabeza, mantiene un firme compromiso para ayudar a las personas que más lo necesitan y así viene demostrándolo durante sus más de diez años de labor social. Un objetivo, el de que nadie se quede atrás, que comparte con Envera.

Ambas ONG colaboran de forma muy estrecha en diferentes iniciativas tanto dentro como fuera de España, entre ellas la puesta en marcha de la Huerta Envera en el Centro Integral de Discapacidad de Envera en Colmenar Viejo (Madrid) o los proyectos de cooperación que han permitido la formación de profesionales en los centros de atención temprana para niños con discapacidad en Ecuador y Guinea Ecuatorial.

Compártelo